Con el Panel de Experiencias sobre Voluntariado Cristo Rey -una mesa redonda con los testimonios de colaboradores de diversas ONG- ha iniciado la difusión de las actividades de voluntariado en Ciclos Formativos entre el alumnado de 2º de Grado Medio y 1º y 2º de Grado Superior. Para este curso nuevas propuestas. Además de las actividades de año pasado en colaboración con Red Íncola y con el hospital Benito Menni, se añaden también actividades de ocio y deporte con dos instituciones “vecinas” del instituto: Centro Especial Padre Zegri, para la colaboración con las mujeres con discapacidad; y el Centro de Inmigrantes de la parroquia de La Merced, en el Barrio de la Victoria.

Los alumnos han escuchado el testimonio de varios voluntarios, contando además entre ellos con Manuel, alumno de Cristo Rey, voluntario que el curso pasado colaboró en actividades de acompañamiento a ancianos y a enfermos terminales en el Benito Menni, y que aún este curso sigue siendo alumno del centro en 2º de Grado Superior.

Poco a poco, paso a paso, “vamos avanzando en este proyecto tan ilusionante y tan grande, como es el ser voluntario”, comenta Margarita Balsa, “algo que, como decían hoy todos, engancha al que empieza”.

A partir de aquí el equipo de profesores encargados de esta actividad (Lourdes Benito, Víctor García, Julio Rojo y Ricardo Freire) pasarán por las clases para, junto con los tutores, recoger las inquietudes de aquellos alumnos que quieran apuntarse a vivir, junto con otros compañeros, la experiencia de compartir parte de su tiempo, de forma gratuita, como dice el lema de este año, más allá de “lo que cuenta para nota” o “lo que te pagan algo a cambio”. Algo que, como expresaba Alberto, de Red Íncola, te hace recibir mucho más de lo que se puede dar.