oscar en Valladolid

Una visita que ha despertado todos los sentidos. Acento mexicano, aroma de café, el tacto de una mano tendida, una mirada transformadora de la realidad y el gusto por lo propio. El jesuita Óscar Rodríguez ha trasladado con los cinco sentidos todo el valor de la misión de Bachajón, en Chiapas, México, acercando a Come Sano Come Justo todo su ser. Una misión con 15 años de vida que logra aunar el trabajo productivo del café, el proceso transformador social –mujeres, salud, desarrollo sostenible- , la identidad cultural y la inspiración en la fe de sus apuestas para crecer como comunidad. Una estancia breve pero fructífera, porque de alguna manera invitó a poner los cinco sentidos en ese gran proyecto que aúna a 65 comunidades indígenas en un país de dificultades enormes para no sucumbir al yugo financiero.

Y sí que es verdad que desde que la cooperativa de Ruiz Hernández distribuye el café Capeltic para todo el país, cada uno de esos cinco sentidos entra de lleno en la tienda y sale despedido a comunidades de jesuitas, a hogares, a colegios y universidades comprometidas y a muchos lugares donde también cobra sentido. Es su café, ecológico, con su aroma, inconfundible. Es el sabor de un grano puro que se cultiva sin química y se extrae con las manos ajenas a las especulaciones y las injusticias.  Es el gusto de la identidad cultural tseltal, el desarrollo de una comunidad con la participación de todos, desde lo que uno es y con cada don: cada miembro de la gran comunidad desempeña una responsabilidad. Hay cargos de espiritualidad, de servicio interno, del buen vivir, cargos de la reconciliación….Y es un proyecto que crea lazos. El mapa de organizaciones que colaboran de una manera u otra con ella generan un eco-sistema social de enormes dimensiones. Por poner un ejemplo, esta semana misma Óscar asiste a la presentación de un proyecto de investigación de alumnos de la Universidad Pontificia Comillas que analiza los resultados de acciones de márketing en la marca cafetera. Otro ejemplo: del 15 al 20 de mayo participa en el encuentro de la red COMPARTE de la CPAL (Conferencia de Provinciales de la Compañía de Jesús de América Latina) en el País Vasco. Una Red para el desarrollo alternativo en la cual participan 15 organizaciones latinoamericanas, ALBOAN, así como 5 universidades jesuitas de América Latina y España, y Lanki de la Universidad de Mondragón.